Ikigai

¿Qué hace que queramos levantarnos cada mañana? Es lo que los japoneses llaman ikigai, una palabra de un significado complejo, que se puede resumir como sentido de vida. Ese sentido nos aclara el camino y nos sostiene ante las caídas. Descubrirlo es la esencia de la felicidad. ¿Cómo va tu ikigai?

Odio al diferente

El ser humano tiene una necesidad interna a formar parte de grupos en los cuales apoyarse. Estos grupos buscan modelar una identidad a través de creencias y valores. Quienes no se ajustan a ellos son excluidos y muchas veces tratados de manera violenta. Las reivindicaciones surgen de esta dinámica, y es frecuente que cometan los mismos errores. ¿Te has sentido excluido? Cuéntame.

Obras son amores

En términos objetivos, el amor se demuestra con obras; en lo subjetivo no siempre sentimos que los hechos demuestren amor. Conviene entender que debemos separar las personas de sus actos para poder amar a las personas de manera incondicional y valorar los actos en tanto son buenos o malos. ¿Amas a las personas o las juzgas por sus actos?

Limón y sal

Analizo esta canción como un homenaje al amor incondicional y a Julieta Venegas. Lo hago desde la ciencia psicológica, mi propia experiencia con el amor y el arte y mi opinión sobre Julieta como persona pública. Una vez más, atendiendo a la necesidad de aceptar al otro como es, con sus virtudes y defectos, y seguir construyendo juntos la relación. ¿Te ha dejado alguna lección Limón y sal?

La caridad desgastada

La palabra caridad ha ido perdiendo toda su profundidad en el habla común, así como se ha ido desgastando su idea. En realidad, debemos buscar actuar con caridad en cada momento, en cada relación. Los beneficios son múltiples, y lo refrenda la ciencia, no solo la religión. ¿Cuál es el lugar de la caridad en tu vida?

Ser padre

Nadie nace sabiendo cómo ser padre, y en esta labor aprendemos junto con nuestros hijos. Si reconocemos al hijo como un ser individual y libre, podremos ayudarlos a ser la mejor versión de ellos mismos. Todo a través de ver a Dios como una imagen del padre perfecto. Que este día del padre sea una oportunidad para reconciliarnos con nosotros, con esa imagen de Dios en nosotros y en nuestros papás. ¿Ya te reconciliaste con tus padres? ¡Feliz día!

Yo me amo

Nos resulta chocante oír que alguien se ama, pues tendemos a considerarlo un egocéntrico, incapaz de amar a nadie más. Sin embargo, toda relación saludable parte de un sano amor propio, donde mi autoimagen, mi autoestima y mi yo ideal están equilibrados. ¿Cómo está tu relación con tu propio yo?

Las peleas en el matrimonio

No es extraño que se mida la solidez y la salud de un matrimonio por el número de discusiones que tienen. Una pareja no es más estable por pelear menos, sino por discutir mejor. Conocimiento, aceptación, respeto… amor. Si la pelea no es una batalla campal, sino una oportunidad de aprendizaje, vamos por buen camino. ¿Cómo discutes con tu pareja?

Corazones solitarios

Cuando uno lee los mensajes que se ponen en los medios buscando pareja, puede pensar que se trata de personas desesperadas. Sin embargo, tal vez no lo son tanto. Simplemente, el amor propio y las relaciones con los demás pueden estar lastimadas y se busque quien las sane. Hay que recordar que nadie nos hace felices, somos nosotros quienes buscamos la felicidad. ¿Te sientes parte del club de los corazones solitarios?

Rindámonos al amor

Luego de hablar en el artículo anterior sobre que el amor todo lo vence, ahora terminemos de analizar la frase de Virgilio y hablemos del sometimiento al poder del amor. Porque el amor no nos enceguece ante los malos actos del otro, sino que nos permite verlo como un ser en construcción, como nosotros mismos, y buscar lo mejor de la relación cada día. Reflejar el amor de Dios, incondicional, hacia los demás y hacia nosotros mismos, para poder crecer. ¿Amas al otro o al ideal del otro?