¿Qué quiere Dios de mí?

La Semana Santa es una oportunidad para evaluar nuestro camino. Peregrinación, misión y encuentro son las tres claves para entender nuestra vida de una forma positiva, consistente y con sentido. La ruta se abre frente a nosotros con infinitas posibilidades y una sola meta. ¿Ya encontraste tu camino?

Confrontar con la muerte

Entender la muerte de un ser querido implica entender la finitud del ser humano. Darle sentido significa descubrir el legado de amor que nos deja esa persona, a pesar del vacío y el dolor.

De la excusa al autoengaño

Es frecuente que tengamos que buscar explicaciones a nuestros errores, e incluso lleguemos a creer que esas explicaciones son ciertas para evitar el malestar interno que nos produce no actuar como pensamos. Pero hay respuestas sanas a esta disonancia cognitiva.

¿Psicología positiva o falta de realismo?, pt.2

¿Es suficiente pensar positivamente para ser feliz? No siempre, porque esto sería perder contacto con la realidad. Se trata de trabajar las tres dimensiones de la felicidad: el placer, el compromiso y el sentido.

Hablar con el resiliente

La resiliencia es la capacidad para volver de un salto a nuestro estado anterior luego de que algo nos tira al piso. Más que una capacidad es un proceso que seguimos luego de aceptar el dolor y la ira, y salir con creatividad hacia una nueva vida.

Fidelidad y felicidad

Me dejo domesticar, y encuentro mis fidelidades para darle sentido a mi vida. El amor que es fiel a pesar de la distancia, las tentaciones, las debilidades.

“Si no sales de esta cuarentena…”, la presión online

En este periodo de cuarentena nos están llegando muchos mensajes “motivadores”, que lejos de motivarnos realmente nos aumentan la ansiedad. Ante eso, construyamos nuestras propias metas y elijamos nuestras batallas, así saldremos mejores y más lúcidos.

Contra el aislamiento, Sentido

La vida con sentido es hermosa vivirla, aunque tenga sinsabores y derrotas. Un encierro con sentido es un encierro feliz, al cual le puedo encontrar la esperanza.